sábado, 25 de noviembre de 2017

Aprender a planificarnos

Hoy os traigo unos cuantos consejos para aprender a planificarnos.
Muchas veces tenemos claro que para poder cumplir con todas las tareas que tenemos previstas, ya sea en casa o en el trabajo, es imprescindible aprender a planificarnos.
Pero y eso... ¿Cómo se consigue?



Aprender  a planificarnos
Planificar nuestro día a día
Pues es algo que si nos lo proponemos no es difícil, pero como todo: Hay que ponerle ganas y sobre todo ser consciente de que para conseguir una buena planificación lo primero que tenemos que hacer es conocer bien nuestras metas y tener claros cuáles son nuestros objetivos.

5 consejos fundamentales para aprender a planificarnos:

  • Priorizar: Yo diría que esto es lo más importante. Teniendo claras cuáles de nuestras tareas son más importantes desde el principio, podremos dar un orden a todos nuestros "movimientos". Como ya os comenté en este otro artículo, si vamos haciendo las cosas de forma desordenada, empezando una tarea, pasando a otra sin haber finalizado la anterior y no acabando ninguna a lo largo del día, lo único que conseguiremos es angustiarnos por no haber cumplido con lo que pensábamos al iniciar el día. 

  • Que la planificación se convierta en un hábito: Al principio, el hecho de tener que perder unos momentos para organizar el día se nos hará extraño. Justamente tendremos la sensación de perder el tiempo en numerar unas tareas, temporizarlas y priorizarlas. Pero si convertimos esta parte del día en un hábito, comprobaremos que no sólo no es perder el tiempo sino todo lo contrario, el hecho de planificarnos bien nos dará la oportunidad de ganar tiempo y tener una mayor sensación de control sobre nuestro trabajo y por lo tanto un bienestar personal.

  • Determinar un tiempo para cada tarea:  Os aconsejo que asignéis a cada tarea un tiempo limitado. Por ejemplo, si os toca archivar facturas, calcular cuántas son y cuánto tardaréis en hacerlo. A ese tiempo añadir al menos 5 minutos, por los imprevistos, por las distracciones o por las interrupciones. Determinando el tiempo que vamos a tardar para cada una de nuestras tareas, desde primera hora tendremos una idea de cuánto trabajo podremos acabar al finalizar nuestra jornada.

  • El orden es fundamental: Si tenemos claro que necesitamos planificarnos para ser más efectivos, una "herramienta" fundamental es el orden. En realidad es sencillo, ¡simplemente se trata de tener un sitio para cada cosa! Y a veces, no es que no tengamos sitio sino que tenemos demasiadas cosas, muchas veces inútiles o inservibles. Así que si perdemos un poco de tiempo en organizarnos, en tirar o donar a quien lo necesite lo que nosotros no hacemos servir y después organizamos todo de forma que encontremos siempre lo que necesitamos fácilmente, tendremos una sensación muy positiva y encararemos las tareas diarias de forma más optimista.

     

Aprender a planificarnos
Encontrar un sitio para cada cosa

  • La planificación debe incluir disfrutar del momento: Porque si todo lo tenemos tan milimetrado, quizá nos olvidemos de lo más importante: disfrutar de la vida. Y es que para todo hay un momento, no podemos perder de vista que pese a estar organizado a veces es necesario hacer un descanso, es fundamental saber afrontar los problemas con buen humor y si algo no sale bien, mirar de encontrar maneras para que esas pequeñas cosas no nos aporten frustación ni infelicidad. La planificación nos va a ayudar sin duda, pero desde luego no podemos obsesionarnos.

Aprender a planificarnos no es difícil, sólo es cuestión de proponérnoslo ¿lo intentamos?

Hasta el próximo artículo!


jueves, 27 de julio de 2017

Tapas fáciles de preparar (II)

Hola, hoy os traigo más Tapas fáciles de preparar, como ya hice en este artículo que creo que os ha resultado muy útil.

Como no soy una gran cocinera, a mí me motiva ver fotos de platos, tapas o pinchos y en función de si lo veo muy complicado, me lanzo a hacerlo... o no!

Por eso las tapas fáciles de hoy son vistosas pero sencillas, para que podáis quedar muy bien con vuestros familiares o amigos, pero no os tengáis que romper mucho la cabeza.

Chupito de gazpacho

  
Tapas fáciles de preparar
Chupitos de gazpacho

De lo más sencillo y de lo más vistoso por el color y por la forma de presentarlo. Si lo hacéis casero mucho mejor, porque el sabor no tiene nada que ver con los que venden en brick, pero si tenéis poco tiempo la opción tampoco es mala. Podéis añadir jamón caramelizado en el borde del vaso, se hace poniendo el jamón medio minuto en el microhondas, queda crujiente y combinado con el gazpacho le da un toque especial y diferente.

Tosta de pimiento y anchoas


Tapas fáciles de preparar
Tosta de Pimientos y Anchoas

 

Es otra de las tapas que destaca por su color.  Se puede hacer con diferentes tipos de tostada, hay unas que venden alargadas y redondeadas que van muy bien para hacer esta tapa, pero si tienes tiempo de prepararlas, puedes hacerlo con llescas de una barra de pan, del grosor como el de la foto, tostadas con la tostadora. Ponemos una capa de pimiento cortado a tiras y añadimos las anchoas cortadas por la mitad. De sabor sensacional y fácil, fácil!


Quesitos rebozados


Tapas fáciles
Quesitos fritos rebozados

La forma de hacerlos es muy sencilla: Se cogen los quesitos en porciones y se rebozan en huevo y pan rallado (si queréis podéis añadir especies para darles sabor), se frien un poco en la sartén y se acompañan con mermelada u otra salsa que penséis que pueda darle un toque especial y vaya bien con el queso. En casa muchas veces ponemos simplemente ketchup porque nos gusta mucho, pero si queréis ser algo más originales, la opción de la mermelada es perfecta.

Ensalada de marisco y gambas


Tapas fáciles de preparar
Cucharas de marisco y gambas

De esta tapa lo ideal es presentarla como en la foto, para que vuestros invitados no sientan vergüenza de coger nada de la mesa. Son prociones individuales, un buen bocado y listo!
A la ensalada de marisco le podéis poner muchas cosas: varitas de surimi, piña, manzana, atún, huevo duro... es cuestión de hacerla de lo que más os guste, mezclarla con salsa rosa y encima de cada porción poner una gamba y unas huevas de lumpo para darles un toque.

Pincho Jamón con melón


Tapas fáciles de preparar
Pincho de Jamón con melón

Para terminar y ahora que estamos en verano, esta tapa es súper súper sencilla de hacer y muy apetecible. La forma de hacerla como véis en la foto, unas bolitas de jamón que podéis hacer con el utensilio de cortar patatas en forma redonda y un trocito de jamón serrano enrollado, un pincho chulo que tengáis y otro aperitivo rico que se hace rapidísimo y se come todavía más.

Como comenté en el anterior artículo de "tapas fáciles de preparar" es también muy importante cómo se decora la mesa. Sería bueno contar con utensilios diferentes, boles de colores, cucharas de aperitivo, tablas de pizarra, etc... Ahora afortunadamente hay muchos sitios donde poder comprar utensilios baratos y que dan una alegría a nuestra mesa que hasta nos apetece ponernos a cocinar a las más perezosas.

Así que ánimo y a disfrutar de una buena mesa y una mejor compañía!